NAVIDAD 2020: “VILLANCICO QUE LLAMAN DEL BUEN NOTARIO”, DE FEDERICO MUELAS

     

Su luz suave no da miedo, Dios enamorado de nosotros, nos atrae con su ternura, naciendo pobre y frágil en medio de nosotros, como uno más. Dejémonos tocar por la ternura que salva”. Papa Francisco.

Vísperas de Navidad, tiempo de Adviento el que ahora nos encontramos dentro del ciclo litúrgico que año a año celebramos los cristianos. Tiempo de espera que también lo es de esperanza…

Un año más volvemos a celebrar y recordar la importancia y validez de lo pequeño, lo débil, lo oculto, lo intrascendente, lo que aparentemente apenas importa o no vale, cuando en realidad es lo más importante, lo que más deberíamos valorar y anhelar. Un humilde, pobre y sencillo Niño se convierte en generador y dador de Vida. En palabra hecha poesía lo recordaremos con José María Pemán cuando en su célebre obra “El Divino Impaciente” nos dice:

Lee el artículo completo aquí.

Colaboración del autor como firma invitada en la web Notarios y Registradores

A %d blogueros les gusta esto: